Fobias que sufren las estrellas del deporte

Facebook Twitter Google+

Parecía que a estos atletas nada los podía detener, mantuvieron un temperamento frío a la hora de tomar el último tiro, se enfrentaron a duros rivales, cargaron con el equipo completo y los llevaron a una final, seríamos incapaces de pensar que algo tan pequeño podría asustar a los mejores deportistas.

Son humanos, también sienten fobias y en algunos casos estas son tan extremas que les ha impedido practicar su deporte a plenitud.

Kobe Brant nunca le temió a perder en playoffs, a enfrentarse a los rivales más rudos y ni siquiera parpadeó cuando Barnes hizo finta de estrellarle un balón en la cara. El único miedo de Kobe es a las abejas.

Hay otra cosa que tienen en común el mejor y la mejor tenista del mundo, su fobia a la oscuridad. El español Rafael Nadal reveló que odia la oscuridad y es por eso que en ocasiones debe dormir con la televisión encendida. Ese mismo miedo lo comparte Serena Williams.

Bleacher Report cuenta hay muchas cosas que espantan a Rafa: perros, tormentas y arañas… Tal vez por eso Rafa Nadal no ha dejado de vivir con sus padres.

El mariscal de campo, Cam Newton, puede manejar a la perfección a otro hombre de más de 100 kg acercándose a él para tacklearlo, pero de más chico prefirió dejar el beisbol por el miedo que le provocaba que una pelota lo pudiera golpear. Para una entrevista para ESPN dijo:

“Los chicos comenzaban a ser mejores y a lanzar más rápido, ser golpeado por esa pelote me podría lastimar, así que dejé de jugar… Mi mamá siempre preguntaba cómo podía tener miedo de una pequeña pelota cuando siempre tenía a estos grandes tipos persiguiéndome… Es una buena pregunta”.

La fobia de Tim Duncan le dio a la NBA a una de sus grandes figuras. Fue un excelente nadador que a falta de una piscina, por la destrucción que causó el Huracán Hugo sobre las Islas Vírgenes,  tuvo que continuar sus prácticas en el océano. Su temor a los tiburones lo hizo renunciar al sueño de nadar en unos Juegos Olímpicos, a los cuales sí llegó, pero jugando basquetbol.

El temor a volar en avión es un problema y una fobia compartida por varios deportistas, tal como el ex-jugador de futbol americano John Madden, el exfutbolista Dennis Bergkamp, el futbolista Paolo Guerrero o Alfredo Di Stefano y el basquetbolista Royce White cuya carrera no despegó por esta misma fobia.

Te podría interesar:

Exjugadores y técnicos que dejaron la televisión para regresar al futbol

Comments