Los primeros mexicanos que debutaron en las mejores ligas del extranjero

Facebook Twitter Google+

Algunos escribieron historias gloriosas y duraderas, otros tuvieron carreras para el olvido y para algunos otros el desastre tocó a la puerta antes de que nos pudieran mostrar las más grandes proezas.

El beisbol, el soccer, el futbol americano y el automovilismo  nos dan grandes alegrías cuando escuchamos el nombre de estos representantes quienes se convirtieron en los primeros mexicanos que le abrieron las puertas a nuestros compatriotas en las máximas competencias internacionales.

 Major League Soccer

Dos exitosos futbolistas mexicanos participaron  en la temporada inaugural de la MLS en 1996, Hugo Sánchez y Jorge Campos. El primero jugando para Dallas Burns y el segundo para LA Galaxy.

Hugo militó una temporada en la MLS y a pesar de que sus mejores días ya habían pasado, dejó un buen sabor de boca a la plantilla texana. Mejor aún, el portero mexicano resultó campeón en 1998 con el Chicago Fire.

Jorge Campos y Hugo Sánchez

Bundesliga

Pavel Pardo y Ricardo Osorio le abrieron la puerta a los Mexicanos en la liga de futbol alemana después de la copa del mundo en 2006 y en su primera temporada se coronaron campeones con el Vfb Stuttgart.

Pocos han sido los clubes alemanes que le dan lugar a mexicanos, además del Stuttgart han sido el Bayer Leverkusen y el Eintracht Frankfurt.

Ricardo Osorio y Pavel Pardo

Premier League

Jared Borgetti fue el primer mexicano en competir en la liga inglesa, en 2005 Bolton lo fichó por 1.77 millones de dólares. A pesar de su gran trayectoria con la selección nacional, en 2017 fue catalogado por el periódico inglés ‘Daily Mail’ como uno de los peores delanteros de la Premier.

Sólo dos goles en la Premier durante 19 apariciones hicieron muy corta su estancia.

Daily Mail.

Después de él debutaron jugadores como Carlos Vela, Nery Castillo, Giovani Dos Santos, Chicharito, Pablo Barrera.

Jared Borgetti

La Liga española

Ramón Saut en 1933 fue el primer nacido en México aunque nacionalizado español que participó en las filas de un club español, nada más y nada menos que con el Real Madrid.

Por la nacionalidad española de Sauto, a José Luis Borbolla también se le considera como el primer mexicano en llegar a España, aunque fue hasta los años cuarenta.

Después de él otros mexicanos se harían históricos, como Hugo Sánchez, el mexicano más goleador de La Liga con 234 tantos y Rafael Márquez con el Barcelona y primero en levantar una Champions.

Raúl Sauto y José Luis Borbolla

NBA

El basquetbolista que le abrió las puertas a México en la NBA fue Horacio Llamas. Su debut en una de las máximas competencias de estados unidos se dio con los Suns en 1997. El sinaloense declaró para una entrevista con ESPN que una de sus pruebas más difíciles en esta liga fue defender a ‘Shaq’.

Hoy se desempeña como embajador de la NBA en México. Después de Horacio los mexicanos que han estado en la NBA se cuentan con los dedos de una mano: Eduardo Nájera, Gustavo Ayón y Jorge Gutiérrez.

Horacio Llamas

Las Ligas Mayores de Beisbol

Hace 86 años debutó el primer mexicano en Las Grandes Ligas. Los Medias Rojas de Bostón recibieron al  joven Baldomero Almada de 20 años quien 15 días después de su debut conectó su primer cuadrangular en un partido ante los Yanquis.

El de Sonora marcó un récord en 1937, anotó nueve ocasiones para los Senadores de Washington en una doble cartelera contra los cafés. Desde Almada más de 100 peloteros mexicanos han formado parte del mejor beisbol del mundo, entre ellos Ángel Macías, Fernando Valenzuela y Beto Ávila.

Curtis Fullerton y Baldomero Almada

NFL

Tom Fears, nacido en Guadalajara fue el primero y tal vez el más exitoso mexicano en jugar para la NFL con Los Ángeles Rams. Ingresó en 1948 y 3 años después ganó el campeonato, el primero para los Rams. El mexicano es miembro del Salón de la Fama desde 1970.

Entre los mexicanos que destacaron en la NFL están Rafael Septién, Raúl Alegre y Efrén Herrera.

Tom Fears

Fórmula 1

Ricardo Rodríguez de la Vega fue el responsable de abrirle las puertas a México en la Fórmula 1, al participar en el Gran Premio de Italia en 1961. A sus 19 años fue el piloto más joven en correr una prueba.

Participó en 5 Grandes Premios y en Bélgica obtuvo su mejor resultado al quedar en cuarto lugar. Seguramente habría conseguido victorias aún más trascendentes de no ser porque su carrera en el automovilismo fue fugaz, pues falleció en 1962 en una práctica rumbo al primer Gran Premio de México en el autódromo que ahora lleva su apellido.

Su hermano Pedro Rodríguez tomó la estafeta mexicana en los Grandes premios, también lo hizo Moisés Solana, Héctor Alonso Rebaque, ‘Checo’ Pérez y Estaba Gutiérrez.

Ricardo Rodríguez

Te podría interesar:

Así fue como México se hizo fan del Barcelona

Comments