Los peores fichajes de la última década del fútbol Mexicano

Facebook Twitter Google+

El período de transferencia siempre representa una de las etapas más interesantes en la previa del inicio de un campeonato,  algunos nombres llegan con la etiqueta de “bombazos” y al final terminan convirtiéndose en uno de los peores fichajes del balompié azteca.

América, Cruz Azul y Pumas, conocen y mucho sobre la materia, ya que han adquirido a más de un futbolista con este perfil.

Referee te trae una lista de aquellos futbolistas que llegaron como estrellas  y nunca terminaron de brillar, bien sea por lesiones o por su bajo rendimiento

Los peores fichajes de la última década del fútbol Mexicano

Jérémy Ménez

Llegó al América por casi un millón de dólares, con la esperanza de convertirse en el André Pierre Gignac de las “Águilas”. Sin embargo, su rendimiento no ha sido el esperado, las lesiones y los problemas fuera de las canchas con Miguel Herrera es lo que lo ha dado de qué hablar.

 

Raúl Tamudo

El delantero español, fue conocido por su paso en el Espanyol de Barcelona. Durante  el año 2012, Pachuca lo trajó como un refuerzo que apuntaba a convertirse en el máximo referente de ataque. No fue así, solo disputó 10 partidos con los “Tuzos” debido a sus lesiones y bajo rendimientos, en ese tiempo nunca marcó gol.

Maranhao

Imposible olvidar a Francinilson Santos Meirelles, mejor conocido como Maranhao, aquél futbolista por el que Cruz Azul pagó un millón 200 mil dólares. Jugó 44 partidos en la “Máquina Cementera” en los que anotó un solo gol y repartió tres asistencias. Será recordado por los tropiezos que sufría al momento de realizar fintas.

Narciso Mina

Llegó al América en 2013, para suplir nada más y nada menos que a ‘Chucho’ Benítez.  Se convirtió titular al año siguiente en el que alcanzaron la final ante León. En la instancia definitoria tuvo fallos increíbles que terminaron marcando su fin en Coapa. Salió por la puerta de atrás y hasta hoy, le guarda resentimiento al club (y los aficionados azulcremas a él).

Maximiliano Biancucchi

Llegó a Cruz Azul en 2010, con más fama por ser primo de Messi que por sus cualidades como futbolista. La ilusión se apoderó de los aficionados de la “Máquina Cementera” pero las lesiones y su bajo rendimiento lo llevaron a solo disputar 32 partidos. Finalmente, fue reemplazado por Javier “Chuletita” Orozco.

Landon Donovan

Luego de haber anunciado su retiro como futbolista profesional, Landon Donovan, volvió a las canchas gracias a León, un sueldo de 2.5 millones de dólares bastaron para seducirlo. Su fichaje fue más mediático que otra cosa y a pesar de vender camisetas, nunca tuvo el rendimiento esperado. Solo jugó 7 partidos o medio jugó, se veía lento y fuera de forma.

 

Andy Delort

Llegó a Tigres en 2016 para ser compañero de André Pierre Gignac en la delantera felina. Fue un fichaje que llegó como estrella pero que nunca pudo brillar, disputó solo 16 partidos con el equipo regiomontano, los problemas de adaptación hicieron que el “Tuca” Ferretti perdiera la paciencia con él.

 

Ravel Morrison

Fue considerado como una de las máximas promesas del fútbol inglés, debutó con el Manchester United en el 2010. Tras ser traspasado a la Lazio, llegó cedido al Atlas para la campaña 2017-2018. Solo participó en 25 encuentros en los que anotó tres goles, su bajo rendimiento, ocasionó que los “Zorros” lo devolvieran antes de tiempo.

 

Ikechukwu Uche

Llegó a Tigres en el mismo mercado de fichajes en el que se sumaron figuras como André Pierre Gignac y Jürgen Damm. Fue fichado con la intención de ganar la Copa Libertadores 2015. Sin embargo, el futbolista que llegó procedente del Villareal, solo jugó un partido en el que anotó su unico tanto en México.

 

Saúl Berjón

El atacante español Saúl Berjón, llegó a Pumas para el Apertura 2016, el cuadro universitario pagó tres millones de dólares al Eibar, por el traspaso de un futbolista que pasó sin pena ni gloria. Solo jugó 25 partidos en los que anotó un doblete.

 

Nery Castillo

Con Nery Castillo siempre quedó la sensación de que su carrera y talento daban para más. Después de un periplo por Europa, llegó al Pachuca, pasado de peso y se reencontró con Hugo Sánchez. Debutó con un golazo ante Xolos, pero como era costumbre, su rendimiento se vino a menos. Solo disputó 14 partidos en la Bella Airosa y terminó tan mal con la institución que hasta el paso al club le prohibieron a su vuelta de vacaciones.

Fernando Belluschi

Otra contratación bomba que nunca estalló. El argentino llegó a Cruz Azul en Julio de 2015 como sustituto de Mario Formica y con un recorrido importante en Europa. En los 16 partidos que tuvo con el equipo azul nunca pudo demostrar su talento, fue traspasado en diciembre de ese mismo año.

Yimmy Chará

El atacante colombiano Yimmi Chará, llegó a Rayados durante el año 2015, después de un buen rendimiento en el fútbol cafetero. Sin embargo, en su primer período solo disputo 16 encuentros antes de irse cedido a Dorados de Sinaloa. A pesar de recibir una nueva oportunidad en Monterrey, nunca pudo afianzarse en el equipo.

 

Roque Santa Cruz

En el 2015, Cruz Azul dio el bombazo del mercado al firmar al paraguayo Roque Santa Cruz, quien recibía un sueldo de 3.2 millones de dólares al año. Sin embargo, el rendimiento de la leyenda paraguaya, estuvo muy por debajo de lo esperado, solo jugó diez partidos con la “Máquina” en los que anotó cuatro goles.

 

 

¿Giovani Dos Santos?

El futbolista mexicano, llega como un auténtico bombazo a lo que será su primera experiencia como jugador en México. ¿Podrá sacar todo su talento o se ganará un lugar en esta lista? El tiempo lo determinará.

 

 

 

Comments