Fichajes que Cruz Azul no logró amarrar y se cayeron

Facebook Twitter Google+

La sequía del título de liga que tiene la Máquina ha obligado a la directiva a intentar contratar jugadores que les ayuden a salir de esa mala racha.

Son varios los nombres que han llegado y que se han vinculado a Cruz Azul. Los delanteros siempre han sido el objeto del deseo. Existen varios fichajes caídos en los últimos años, el más reciente es Aké Loba.

El futbolista marfileño, Ake Loba, es el ejemplo más reciente de la frustración cementera. El delantero que jugó en Querétaro no concretó su traspaso debido a que su representante pedía cerca de 8 millones de dólares por su carta.

En julio de 2011 Wason Rentería, exfutbolista colombiano, llegó con la estafeta de ser el nuevo goleador de Cruz Azul. Días después de presentar los exámenes médicos, el equipo informó que no pasó las pruebas satisfactoriamente y optaron por echarlo.

Alexandre Pato es otro de los futbolistas que estaban en la agenda cementera. Fue en 2015 cuando el brasileño jugaba en Sao Paulo y corrieron los rumores de que estaba siendo negociado. Sergio Bueno echó todo para atrás al decir que no lo necesitaba y menos si cobraba tanto.

El caso de Guilherme Gusmao es curioso porque viajó desde Brasil a México para nada. En 2015, cuando llegó al aeropuerto, posó con la playera de Cruz Azul, pero horas después la directiva anunció que no se pudo llegar a un acuerdo con el jugador.

Pablo Daniel Osvaldo iba a sustituir a Roque Santa Cruz en el equipo, incluso en la página web de Cruz Azul se dio como un hecho que el italoargentino presentaría exámenes médicos. A final de cuentas, las negociaciones se cayeron tras no llegar a un arreglo económico.

José Juan Macías es otro de los fichajes que la Máquina no logró concretar, esta vez porque se le acabó el tiempo. De acuerdo con José Luis Higuera, ex CEO de Chivas, el mexicano fue ofrecido a Cruz Azul, pero la directiva no dio una respuesta.

El canadiense Lucas Cavallini es otro de los intentos fallidos más recientes. Cuando todo parecía que llegaría a jugar con los cementeros, de último momento decidieron contratar a Brayan Angulo.

Fue en 2013 cuando Lucas Moura jugaba en Sao Paulo y buscaron promoverlo en el mundo, incluyendo México. La carta del futbolista llegó hasta Billy Álvarez para ser negociado, pero repentinamente este aseguró que “el jugador no tenía nivel para el futbol mexicano”.

Te podría interesar:

Comments